La Portavoz de Izquierda Unida, Pepa Conde denuncia que los días van pasando y que los trabajadores de los autobuses urbanos no obtienen respuesta

“No es lógico que la empresa mantenga una actitud caciquil negándose a sentarse con los trabajadores, y que el gobierno del Partido Popular muestra su incapacidad para lograr la reunión a tres bandas que demandan los trabajadores.”

GDF es una empresa concesionaria del servicio municipal de autobuses que pagamos todos y todas los portuenses, y es responsabilidad de los que están gobernando su buen funcionamiento, tanto en la prestación del servicio, como en las condiciones laborales de los trabajadores y evitar que la situación creada, perjudique a los usuarios.

Nos preguntamos  a que está jugando el PP, mientras en la reunión mantenida con la Concejala de Medio Ambiente, los trabajadores y este grupo municipal que fue quien solicitó dicha reunión, esta apoyo todas las reivindicaciones de los trabajadores así como la readmisión de los 17 eventuales despedidos.
 

Dos días más tarde da marcha atrás con argumentos tan banales como que las prestaciones económicas de los trabajadores se encontraban en el salario medio actual. Cuando en dicha reunión, había planteado que le parecía injusto las condiciones económicas y laborales que tenían los trabajadores.

La única respuesta que da, el equipo de gobierno del PP es una propuesta de rebaja supeditada a la opinión de la empresa, permitiéndose además, indirectamente amenazar a los trabajadores planteando que para satisfacer dichas demandas tendrían que subir el precio del billete del autobús intentando con esta actitud enfrentar a los usuarios con los trabajadores. (Hay que recordar la fuerte subida del billete de autobús desde principio de año.)

“Nos parece de una irresponsabilidad total querer justificar su incapacidad para solventar esta situación con estos argumentos.”

Nos preguntamos qué ocurre con esta concesión que ni el PP antes ni el IP ahora se atreven a exigir a la empresa, no sólo que se siente con los trabajadores, sino que mantengan un buen servicio para los ciudadanos.

Nuevamente aparece la alargada sombra del que parece ser que tiene el poder para hacer y deshacer en el área de medio ambiente.

“En el Partido Popular saben que lo que los trabajadores piden es de justicia y que es totalmente posible, pero miran hacia otro lado”.  

Esta actitud es la que los ciudadanos le van a reprochar. Que se despidan a 17 trabajadores, y que los trabajadores no tengan condiciones laborales dignas.

Sean honrados  y valientes acaben con los gastos superfluos que benefician a su propia imagen y empleen ese dinero en mejorar la situación de los trabajadores y de los ciudadanos portuenses y hagan posible que la empresa se siente junto con ustedes y los trabajadores y lleguen a un acuerdo.

Y afirmando señala Conde.- Si hay  los responsables de esta situación, no son los trabajadores, sino que son ustedes y la empresa ,acostumbrada como está a actuar a su libre albedrío le ustedes permiten.  


Sé el primero en escribir un comentario.

Tu respuesta