IU denunciará ante la justicia las dificultades para acceder a información municipal

Pepa Conde: “Los ciudadanos tenemos derecho a conocer en que se gasta el dinero público”.

La Portavoz de Izquierda Unida, Pepa Conde, presentó el pasado lunes 15 de octubre por cuarta vez un escrito solicitando a la teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Leocadia Benavente, información relativa a los teléfonos móviles corporativos.

Desde el pasado 3 de febrero, fecha en que por primera vez Pepa Conde solicitó esta información han pasado más ocho meses sin que por el momento haya obtenido respuesta. Posteriormente tanto el 4 de junio como el 29 de ese mismo mes volvieron a solicitar conocer quiénes disponen de teléfonos móviles corporativos y si dichos teléfonos tienen restringidas las llamadas y/o establecido un límite de gasto, siendo el pasado lunes la última vez que volvió a realizarse la misma solicitud.

Por este motivo, y ante la falta de respuesta, el viernes la portavoz de Izquierda Unida se personó ante el Secretario del Ayuntamiento y realizó una comparecencia para poner de manifiesto que ha solicitado esta información reiteradamente, sin que hasta el momento haya tenido acceso a la misma, lo que supone un incumplimiento del Reglamento Orgánico. Para Conde “después de ocho meses ha habido tiempo más que suficiente como para que hubieran atendido nuestras solicitudes y nos hubiesen contestado”.
 

Además, Pepa Conde se ha dirigido esta mañana al área económica para poder tener acceso a esta información, ya que el reglamento orgánico establece que en caso de haber transcurrido cinco días desde la solicitud de información sin haber obtenido respuesta, los concejales podrán personarse en la unidad administrativa correspondiente y “los servicios administrativos facilitarán directamente el acceso de los Concejales a la información solicitada” (Artículo 15 del Reglamento Orgánico), a pesar de ello no ha logrado que le facilitaran esta información.

Por todo ello Conde considera que “esta es la gota que colma el vaso”, y que está dispuesta a personarse ante la justicia, “si fuese necesario”, para “denunciar” esta situación, “ya que nos niegan sistemáticamente la información, dificultando la labor de control y fiscalización que como oposición debemos realizar de la gestión municipal”.

Para la portavoz de Izquierda Unida “nuestra obligación como oposición es fiscalizar al equipo de gobierno y saber en que se gastan el dinero público. Cuando nos niegan a nosotros la información se las niegan a todos los ciudadanos que también quieren saber en que se gasta nuestro dinero”.

“Este es un ejemplo mas de la falta de transparencia que demuestra el gobierno de Partido Popular y Partido Andalucista, que parece que tienen temor a que conozcamos cuanto teléfonos móviles existen y cuanto pagamos los portuenses por ello cada mes”, ha finalizado Conde.


Sé el primero en escribir un comentario.

Tu respuesta