Entrevista a Antonio Fernández en Diario de Cádiz

El portavoz municipal de Izquierda Unida confía en sacar adelante lo antes posible el Plan Especial del Casco Histórico La revisión de la tasa de arbolado será una de las prioridades de su área

-Lleva poco más de dos semanas en el gobierno municipal. ¿Cómo está siendo la experiencia?

-La verdad es que está siendo muy ilusionante, estamos viviendo momentos nuevos, aún aterrizando, con muchas reuniones para ponernos al día de la situación real del Ayuntamiento y de las áreas que a cada uno nos corresponde. Es una etapa muy ilusionante y esperando hacerlo lo mejor posible para la ciudad.

-Los pasos previos a la formación del tripartito estuvieron plagados de desconfianzas. ¿Se han superado esos recelos iniciales?

-Sí,antes de sentarnos hubo un cierto recelo, pero una vez que nos sentamos a hablar las tres formaciones vimos que la sintonía era total y entendíamos que teníamos centrarnos en aquello que nos unía más que en lo que nos separaba o sobre lo que pudiéramos tener diferentes visiones. Decidimos priorizar todos los elementos comunes y plasmarlos en ese documento programático que hemos puesto a disposición de todos los ciudadanos.

-¿Cómo es la organización diaria entre los socios del gobierno? Parece algo complicado ponerse de acuerdo a tres bandas.

-La organización hasta el momento está siendo bastante fructífera. Tenemos reuniones de coordinación de manera casi diaria, incluso hacemos reuniones en las que participamos todos los concejales para poner en común y coordinar algunas tareas que a veces son transversales. Nuestra intención es coordinarnos al máximo y tener un contacto fluido entre nosotros. Ya se ha visto en las últimas semanas que en cuestiones importantes o de calado hemos participado los tres socios de gobierno, al ser tres fuerzas hemos querido estar las tres representadas.

-Pero ¿tienen cierta autonomía en cada una de sus áreas de gestión?

-Sí, cada uno gestiona su área y nos ponemos al día unos a otros de las gestiones que se desarrollan para conseguir la necesaria coordinación. Tenemos autonomía, pero siempre poniendo en común el trabajo para que todos estemos informados y unifiquemos criterios a la hora de abordar las cuestiones diarias.

-Usted se encarga de la Concejalía de Urbanismo. ¿Para cuando el Plan Especial del Conjunto Histórico?

-En estos momentos es muy aventurado dar un a fecha concreta, pero estamos trabajando precisamente para que el Plan Especial del Casco Histórico sea una realidad cuanto antes. Espero que dentro de poco podamos establecer un plazo para su aprobación.Quedan aún por ver algunas cuestiones que hay que modificar o matizar, pero de aquí a muy corto plazo podremos establecer una fecha aproximada para su aprobación.

-Y la polémica nueva tasa de arbolado, ¿Se modificará finalmente?

-Es una de las prioridades que tenemos sobre la mesa, la idea es revisarla y modificarla para no paralizar las licencias de primera ocupación. Nuestro interés es que no sea tan gravosa como la anterior.

-¿Se ha podido poner al día sobre la ordenanza de regularización de viviendas? ¿Cómo se está aplicando?

-Hay varios expedientes de regularización abiertos pero no es una cuestión inmediata, los expedientes tendrán un proceso y un recorrido y queremos que las primeras regularizaciones que se lleven a cabo sean ejemplares para animar a las que vengan después. La ordenanza estaba aprobada y contó además con un amplio consenso, así que se aplicará y se buscarán soluciones ante posibles conflictos para que la regularización sea lo más fluida posible.

-IU ha contado con un cargo de confianza para el área de Urbanismo. ¿Quién es y de qué se ocupará?

-Es un arquitecto portuense, Bernardo Sancho Burger. Está ya trabajando en el área, prestándome asesoramiento y colaborando en todas las cuestiones en materia de Urbanismo.

-En pocos días se han sacado adelante asuntos como la derogación de la Zona Naranja o la apertura del centro cívico por las tardes. ¿Todo se puede conseguir con voluntad política?

-Sí, siempre hemos entendido que las cosas se pueden hacer siempre que haya voluntad política. Está claro que no todo se va a desarrollar como quisiéramos, pero es fundamental explicarles a los ciudadanos el por qué de las cosas. Si tenemos una meta y nos quedamos a medio camino, hay que explicarle a la gente el por qué. Esa información en muchas ocasiones se ha ocultado a los ciudadanos y nosotros vamos a poner sobre la mesa todas las cuestiones. Hemos eliminado la Zona Naranja, que parecía imposible, hemos abierto el centro cívico por las tardes, que parecía imposible, y ha sido todo cuestión de voluntad. Con voluntad política e imaginación se pueden hacer muchísimas cosas.

-En el caso de los aparcamientos. ¿Tiene confianza en conseguir reconducir el proyecto?

-De momento ha habido una primera toma de contacto con Ahorro Corporación y en el futuro, en un nuevo encuentro, trataremos de abrir un abanico de posibilidades bien para paralizar la construcción de los parking o bien para reconducir el proyecto hacia otras inversiones más productivas. En estos momentos es aventurado avanzar más porque hay que barajar bien todas las opciones que hay encima de la mesa. Daremos toda la información a los ciudadanos en función del avance de las negociaciones.

-Y en el caso de Apemsa, ¿hay algo que hacer?

-Vamos a abrir ahora el expediente para estudiar la posible remunicipalización. Hay que hacer una valoración tanto técnica como económica con los diferentes técnicos municipales y de la empresa y al igual que en el caso de los parking, cuando tengamos toda la información y las opciones posibles actuaremos en consecuencia. Ya dijimos durante la campaña que los informes se harán públicoas para informar a los ciudadanos y a través de una consulta popular que sean ellos los que decidan.

-Llevan ustedes Medio Ambiente, muchas veces considerada como un Ayuntamiento paralelo. ¿Se le ha restado poder al área con la separación de algunas competencias como Movilidad o Playas?

-Lo que queríamos era dar coherencia a la nueva organización política del Ayuntamiento. Entendíamos que Policía Local debería encargarse también de la Movilidad, para facilitar la ordenación del tráfico. En cuanto a las playas, entendemos que todo lo relacionado con ellas está ligado al turismo y debe ser esa concejalía la que se haga cargo de todo lo referente a la costa. Es una cuestión de lógica y de organización.

-El PP les está criticando gestos como el reparto de los sueldos o la recuperación del coche oficial. ¿Sale más barato viajar en este vehículo que pasar gastos de transporte?

-Sí, solicitamos un coche del parque movil municipal para desplazarnos a Sevilla a una reunión y nos trajeron el famoso coche oficial que antes usaba el alcalde. Yo mismo me encargué de conducir el vehículo. Creíamos que este coche estaba ya en proceso de subasta pero no es así y hemos dado orden de sacarlo a la venta de inmediato. La intención era usar un coche cualquiera del parque móvil, no ese coche en concreto, que fue el que nos facilitaron. Ni siquiera hicimos uso de las dietas que nos correspondían, no lo consideramos necesario.

-Usted ha estado en la oposición y ahora gobierna. ¿Se entienden mejor las críticas habiendo estado antes al otro lado?

-Claro, entiendo perfectamente las críticas que se nos puedan hacer. El anterior gobierno está ahora en la oposición y tiene que hacer su labor de fiscalización, es lógico y lo entendemos, eso sí, siempre que sean críticas fundamentadas. En IU sienmpre hemos fundamentado las críticas y eso la gente nos lo ha reconocido, siempre con argumentos encima de la mesa.

-¿Qué espera de estos cuatro años?

-Yo espero hacer un buen trabajo, que sea positivo para la ciudad y no defraudar a las personas que han depositado su confianza en las tres formaciones que componemos el gobierno. Vamos a trabajar por todos los vecinos de El Puerto, somos el gobierno de todos.