Izquierda Unida se reafirma en su denuncia sobre Gecosol y pide a la Junta que mire más por el bienestar de los ancianos

La portavoz municipal, Pepa Conde, muestra su malestar por la postura de la delegada provincial de Asuntos Sociales al intentar justificar a priori a la empresa
 
El Grupo Municipal de Izquierda Unida se reafirma en la denuncia expresada en referencia al Geriátrico Gecosol de Valdelagrana y lamenta las declaraciones de la delegada provincial en las que “se observa más que el interés en investigar todo lo denunciado en hacer una defensa a ultranza de la empresa, fruto de no querer reconocer que realmente no se está dando un servicio de calidad”. El Grupo considera que lo que se tendría que hacer es admitir que no ha hecho nada para solventar el problema, por lo que son “cómplices de esta situación que les permite seguir manteniendo una política de privatización sin crear plazas públicas, sino apoyando con conciertos a empresas privadas”.
 

Izquierda unida quiere dejar claro que esta denuncia es fruto de la investigación de muchos meses, “prácticamente desde la apertura de este centro ya que estuvimos en contra de la forma de adjudicación de una parcela municipal en una zona tan golosa como la de Valdelagrana por 50 años y por un precio irrisorio a una empresa privada, que incluso intentó funcionar como hotel, además de contar con un spa, centro de belleza etc, lo que se dice un negocio redondo, al tratarse también de un geriátrico de alto standing”. Para Izquierda Unida, teniendo en cuenta las necesidades de plazas existentes en Andalucía y en El Puerto, lo lógico hubiera sido crear plazas públicas.

Por otra parte, la portavoz municipal de IULV-CA, Pepa Conde, pide que no se busquen cabezas de turco entre las trabajadoras ni entre los familiares o residentes, puesto que es la Administración la única responsable “al haber generado y permitido esta situación, que Izquierda Unida ha sacado a la luz tras mucho tiempo de investigación”. Para Conde “es curioso que la misma empresa ya reconozca que efectivamente el día 29 había falta de personal, que como se recuerda, eran dos auxiliares para 109 ancianos y algunos aspectos respecto al aseo diario de los ancianos como la utilización de esponjas no desechables”.

Izquierda Unida sigue insistiendo en que la Junta debe investigar “sin prejuicios y llegar hasta el fondo, recordándole a la señora delegada que su trabajo es garantizar la calidad de los cuidados de los ancianos y sus derechos y no defender a priori los planteamientos de la empresa sin haber abierto una investigación seria que demuestre los contrario a lo denunciado por Izquierda Unida”.

Por otro lado, Conde apunta a la responsable de la Junta que “la defensa de los derechos y la calidad de vida de los ancianos es lo que ha movido a IU a denunciar esta situación, y lo que nos anima a seguir hasta el final y a seguir pidiendo su dimisión como delegada, por entender que no cumple sus funciones” Conde denuncia además, la política del Partido Socialista de privatización de servicios tan importantes como éstos dirigidos a las personas, a la vez que le exige el aumento de plazas publicas en Andalucía para los ancianos.

Así mismo Izquierda Unida denuncia la actitud del Partido Popular al no haber puesto en marcha mecanismos de inspección y denuncia en defensa de los residentes de este geriátrico en El Puerto, al tratarse también de una concesión municipal, “volviendo, por el contrario, la cara hacia otro lado”, lamenta Conde.

 

OFICINA DE COMUNICACION

Sé el primero en escribir un comentario.

Tu respuesta